Higiene femenina

La higiene femenina requiere hábitos muy importantes, ya que de no tener los cuidados adecuados puedes estar expuesta a contraer infecciones.

La vagina tiene un pH ácido que ayuda a mantener en equilibrio a los microorganismos (bacterias y hongos) que habitan de forma natural en ella y que son conocidos como flora vaginal normal. Cuando hay un desequilibrio de estos microorganismos (que puede ser ocasionado por la mala higiene) es cuando se puede presentar una infección.

Lavado

Si utilizas jabones (perfumados) o productos que normalmente usas en el resto del cuerpo, y realizas duchas vaginales sin alguna indicación médica podrías causar una infección vaginal.

Lo ideal es que la mujer se lave con agua y con jabón neutro los genitales externos. Las duchas vaginales no se recomiendan a menos que sea indicación de tu médico

Flujos

La vagina tiene un flujo normal, cuya coloración y consistencia varían dependiendo la etapa del ciclo menstrual. Siendo en los primeros 14 días transparente y en la segunda mitad del ciclo más blanquecino, espeso y sin olor.

Sin embargo, si una mujer nota que el flujo tiene diferente coloración o mal olor, lo recomendable es que acuda con su médico ya que puede ser señal de una infección

Top